Toda crisis es también una oportunidad. Y así lo entienden también los españoles en búsqueda de empleo que, según el Índice de Confianza Laboral de Michael Page relativo al tercer trimestre del año, han aprovechado estos últimos meses para reflexionar acerca de sus competencias y reforzarlas para conseguir sus metas.

En concreto, un 61% de los candidatos se han dedicado a mejorar habilidades relacionadas con su posición, ya sea gracias a la formación que les ofrece su compañía (35%) o a través de proveedores externos (31%)

¿Y cuáles son las principales motivaciones de los españoles para formarse en este momento? Destacan las razones personales, como mejorar sus expectativas profesionales (59%), prepararse para un futuro empleo (52%) y adaptarse a nuevas tareas en su rol actual (43%). Por otro lado, los participantes también señalan motivos relacionados con la estrategia de su compañía, como enriquecer la experiencia y satisfacción del cliente (26%) o mejorar sus productos y servicios (7%).

Comunicación a distancia: ¿demasiada o escasa?

Aunque los niveles de teletrabajo no son tan altos como durante el segundo trimestre del año, aún son muchos los españoles que continúan trabajando desde casa y comunicándose con sus equipos en remoto.  En este sentido, un 64% de los participantes considera que la cantidad de reuniones virtuales y llamadas está siendo adecuada, mientras que un 22% cree que es exagerada y para un 8% es insuficiente.

Los resultados nos sugieren que los empleados valoran positivamente la comunicación, pero en su justa medida y cuando tiene un propósito claro. Un 62% cree que el volumen de llamadas y reuniones virtuales está siendo más alto para compensar la falta de interacción presencial, mientras que el 44% lo atribuye al control de proyectos y tareas y a la necesidad de adaptar la forma de trabajo al entorno online.

Quién se hace cargo del teletrabajo

Aunque en España la nueva ley del teletrabajo ya regula a quién corresponde proporcionar las herramientas y dispositivos necesarios para el trabajo en remoto, hasta ahora esto formaba parte de la relación entre empleado y empresa. Aun así, un 67% de los participantes señala que su empresa les ha facilitado dispositivos y otras herramientas necesarias para su posición, como auriculares o teléfono, un 6% añade que le han proporcionado mobiliario de oficina y un 20% ha recibido formación para adaptarse al teletrabajo.

Destaca que solo un 2% de los candidatos ha obtenido una compensación por gastos domésticos, tales como la factura de la luz o de internet, y un 26% reconoce haberse hecho cargo de todos los aspectos necesarios para poder desempeñar su trabajo a distancia.

Vacaciones y finanzas en tiempos de pandemia

A pesar de que a finales de junio finalizaron las restricciones a la movilidad en toda España, la pandemia ha determinado las vacaciones de la mayoría de los ciudadanos. En el caso de nuestros candidatos, un 79% reconoce que la crisis ha afectado a sus planes: la situación sanitaria hizo que un 55% decidiera no viajar, mientras que un 27% no lo hizo por motivos económicos.

A nivel económico, un 73% de los españoles considera que la crisis ha afectado a sus finanzas de una u otra manera.  Un 21% de los participantes admite estar ahorrando por lo que pueda pasar en el futuro, un 20% señala que su pareja u otro familiar cercano ha perdido su empleo y un 17% ha sufrido una reducción en su salario. 

¿Te interesan las últimas tendencias del mercado?
Toda la información que deseas recibir en tu correo según tus intereses y la recurrencia que especifiques.